*

X

¿Buscas música para relajarte o concentrarte? Estas playlists inspiradas en Hayao Miyazaki son perfectas

Arte

Por: pijamasurf - 10/30/2017

Qué mejor que acompañar un momento de relajación con la música que se escucha en las cintas de Miyazaki y el Estudio Ghibli

De todos los elementos que son admirables en las películas de Hayao Miyazaki, la música es uno de los más importantes. A diferencia de la tendencia contemporánea, Miyazaki fue aún uno de esos directores en los que cada uno de los elementos de una película está ahí para decir algo, para contribuir al sentido del filme.

En este sentido, la música que ha acompañado las cintas de Miyazaki suelen ser piezas sumamente expresivas, en las que además se encuentra cierto temperamento íntimamente relacionado con el estilo personal de director, en el cual la reflexión y la contemplación están muy presentes.

Los videos que compartimos a continuación reúnen algunas de las pistas más relevantes de dichos soundtracks o, mejor dicho, algunas de las pistas más tranquilas, pues se trata de transcripciones realizadas por el músico Curtis Bonnett, también conocido como “Cat Trumpet”, quien llevó a diversos instrumentos canciones que se pueden escuchar en El castillo vagabundo, El viaje de Chihiro o Poco Rosso, entre otras. Aquí una versión para piano solo:

Además del piano, Cat Trumpet también realizó transcripciones para arpa:

Las compilaciones se encuentran también en Spotify:

Cabe mencionar, finalmente, que la tarea de Bonnett es en cierto modo admirable, pues en muchos casos la música de las películas de Miyazaki suele ser compleja, ambiciosa. Para muestra y por curiosidad, esta playlist en Spotify que reúne algunas de dichas composiciones, obra en su mayor parte de obra de Joe Hisaishi:

 

 

También en Pijama Surf: 

4 horas de música de Moby para meditar, dormir y evitar ataques de pánico (DESCARGA)

5 horas, 92 canciones: la playlist de las películas hechas por Quentin Tarantino

Esta hipnótica coreografía parece un grabado de Escher hecho realidad (VIDEO)

Arte

Por: pijamasurf - 10/30/2017

Esta pieza coreográfica montada en París nos recuerda el elevado poder expresivo del cuerpo humano

Danzar es decir con el cuerpo y, así como en lenguaje oral o el escrito, el lenguaje del cuerpo también puede llevarse a fronteras sublimes, inesperadas, en una palabra: artísticas.

En el video que compartimos a continuación podemos mirar una coreografía que bien puede calificar con esos adjetivos. Nos sorprende al tiempo que nos hipnotiza, nos hace ver que también el cuerpo humano es capaz de hablar poéticamente, con sus propios recursos.

La pieza lleva por título La mecánica de la historia y es obra del acróbata, actor, malabarista y bailarín Yoann Bourgeois, quien la ideó como una “creación in situ” para el festival Monumentos en movimiento, proyecto cultural francés que busca la reinvención dinámica de algunos de los monumentos más emblemáticos de París.

En este marco, La mecánica de la historia se presenta desde inicios de octubre en el Panthéon, específicamente, en las inmediaciones del famoso “péndulo de Foucault”, instalado en la cúpula más elevada del Panthéon, gracias al cual el físico León Foucault demostró la rotación de la Tierra, y famoso también por la novela homónima de Umberto Eco. 

Esta disposición, por cierto, no parece casual, pues la pieza está construida en parte sobre el eje de la rotación, un movimiento que por definición es continuo, sostenido y casi infinito. Asimismo, la inclusión de las escaleras y las personas hace pensar de inmediato en las fabulaciones recursivas de Escher, esos laberintos en los que los juegos de geometría sumen al espectador en laberintos de un solo nivel e ilusiones ópticas de las que parece imposible salir.

James Joyce escribió, famosamente, que la Historia es una pesadilla de la que intentamos despertar. ¿Será que, con el título y características de su pieza, Bourgeois alude a esas palabras de Joyce?